Contenido

NotiCIEDI

Modelo Hi 5, una estrategia CIEDI pensada en el bienestar de nuestros estudiantes 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Conceptos como el desarrollo socio-emocional, el bienestar o las habilidades de afrontamiento a veces, a nosotros los adultos se nos pueden hacer muy ambiguos y seguramente complejos de explicar y más aún de poner en práctica. Si eso nos pasa a nosotros ¿cómo se sentirán nuestros niños? y ¿cómo podríamos explicárselo?

Hoy queremos contarles que con solo los 5 dedos de una mano es posible construir con los niños espacios e historias que los ayuden a reconocer sus emociones, expresarlas, hablar de situaciones que los hagan sentir incómodos o tristes y darles todo el apoyo para encontrar soluciones a su alcance. De eso se trata HI-5, una apuesta por promover la capacidad de nuestros niños para que sean ellos mismos los que aprendan a gestionar sus emociones y descubrir los mejores caminos para resolver sus retos.

Estos 5 dedos no son mágicos y tampoco nacieron de la nada, llevan muchos años evolucionando para ser la herramienta que son hoy. Nacieron de una idea de nuestra fundadora Clara Gutiérrez de Palacios, quien siempre quiso darle a sus estudiantes una herramienta sencilla, que les ayudara a construir una comunidad sana, llena de apoyo y contención. Con los años, la iniciativa evolucionó a través de la práctica y de la mano de expertos como la Doctora Lina María Saldarriaga, quien es Phd. en psicología del desarrollo, además de ser egresada CIEDI, se transformó en una de nuestras herramientas clave para la enseñanza de la gestión emocional, la sana convivencia y la resolución de problemas. 

HI-5 se vive en todos los salones de clase, desde pre-kinder hasta undécimo y aunque es liderada por nuestro equipo de Bienestar, Promoción y Desarrollo Humano- BIPRODEHU, son nuestros profesores quienes lo traen a la vida. 

Todo empieza en la hora de integración, los niños se reúnen con su director de grupo y se disponen a compartir un espacio de conversación. 

1. Levantemos el primer dedo de esa manito, que se llama “Para compartir”. Este es un espacio de historias y recuerdos en donde se comparten los momentos que se vivieron la semana anterior y que generaron un impacto, sea positivo o negativo. 

2. Luego de contar las historias se levanta el segundo dedo “Para sentir”, un espacio en donde los niños, con sus palabras y recursos, manifiestan lo que sintieron y poco a poco le van dando nombres a esas emociones que acompañaron cada momento. Este es un momento de autodescubrimiento y de ver que muchas veces no estamos solos en lo que sentimos. 

3. El tercer dedo es “Para reflexionar”, un momento lleno de preguntas que van guiando a los niños para ir más allá de los acontecimientos y de esas emociones iniciales. Es un momento para darle nuevos significados a lo ocurrido, para así pasar de la percepción individual de una historia a construir a través de acuerdos y de las opiniones de los demás una nueva forma de ver la situación.

4. Nuestro cuarto dedo es “Para actuar”. Es el espacio para proponer acciones que nacen de la reflexión pero que llevan al día a día estrategias reales que van a llevar a cambios reales. 

5. Así llegamos al final, el quinto dedo de la manito, “Para Valorar”. Una recolección de aprendizajes que con el paso de las semanas van incrementando ese repertorio de herramientas con las que cuentan los niños para resolver situaciones, comprender a los otros, darle nombre a lo que sienten y analizar un reto desde múltiples perspectivas. 

Así, por medio del diálogo, los acuerdos y las propuestas le vamos dando a los niños estrategias para que aprendan a estar bien a pesar de las circunstancias, a vivir cualquier emoción de forma que no los abrume sino los movilice hacia acciones o los ayude a vincularse con los otros. 

Con HI5 podemos construir comunidad porque sin importar la edad, cuando los niños le ponen palabras a lo que viven y sienten, reflexionan con sus pares sobre todas las formas en las que se puede entender esa situación y proponen acciones de cambio, se dan cuenta que ellos pueden ser agentes para fortalecer los vínculos con los demás y para mejorar la convivencia. Así nuestros niños comprenden que son miembros de una comunidad porque son parte de los acuerdos que la construyen y la cimientan. 

“Han existido diferentes situaciones  donde los compañeros no logran comprender la forma de ser de alguno de los integrantes del aula, lo que genera un reto en el vínculo. Con el método HI5, han logrado entender entre todos, la manera de expresarse de cada uno, para mantener una convivencia donde se resalta el bienestar y la buena comunicación” señala Diana Villa, Self-contained de grado tercero. 

El objetivo final de los 5 dedos de la mano es darle a los niños un lugar en el que son escuchados y aprenden a escuchar al otro. Así es como desarrollan  habilidades reflexivas y autocríticas que pueden aplicar en el día a día para tener una mejor convivencia y favorecer su propio bienestar. 

Así avanzan en su desarrollo socio-emocional porque aprenden a identificar y nombrar emociones, a ser empáticos con el otro y a ver las situaciones desde múltiples perspectivas. Aprenden habilidades de afrontamiento, porque comprenden cómo gestionar las emociones y cómo buscar al otro para encontrar apoyo y contención y aprenden que el bienestar se construye entre todos. 

Hi 5 y el bienestar de la comunidad

La aplicación de HI5 tiene un impacto directo en el buen ambiente que se vive dentro de la comunidad CIEDI. 

Laura Rey, Directora de admisiones y comunicaciones, nos explica que cuando un grupo de cualquier edad se da a la tarea de poner en palabras las cosas importantes y reflexionar sobre estas, y hallar caminos para mejorar,  esto repercute en el bienestar de cada uno de los miembros de esa comunidad. 

Este modelo de convivencia es adaptable también a otras áreas del conocimiento, ¡como las matemáticas! Diana Villa, self-contained de grado tercero, comenta: “cuando tenemos que resolver un problema matemático también les pedimos que utilicen los 5 pasos, porque les facilita el análisis y ayuda a la comprensión lectora”. 

Al implementar la herramienta HI 5, los niños son más reflexivos y tranquilos, entendiendo mejor los sucesos y su cotidianidad.  

Acerca de CIEDI

En CIEDI somos una comunidad de aprendizaje que inspira y forma seres humanos integrales, que construyen su proyecto de vida y lideran la transformación de su entorno.

¿Te interesa conocer más sobre nuestra filosofía?
¡Conversa con nosotros!

Artículos relacionados

Admisiones abiertas

2022 - 2023

¡Cupos limitados, separa el tuyo !

Admisiones abiertas

2022 - 2023

¡Cupos limitados, separa el tuyo !